ADVERTENCIA y DESCARGO: Salud & Sociedad es una revista electrónica de divulgación. Reproducimos investigaciones propias y Noticias provenientes de medios acreditados. No constituimos un servicio de comercialización o atención médica. Toda la información disponible es volcada en estas páginas.

  Principal Contenidos

Dirección editorial: Dra. Adriana O. DONATO

Terapias dirigidas

 

VIENA, Austria (De una enviada especial).-

Terapias dirigidas. Su indicación depende de ciertas mutaciones genéticas. Benefician al 15% de los pacientes. Son más efectivas en los asiáticos; las mujeres y los no fumadores son más receptivos a la acción de estas drogas. Es necesario un test para elegir a los candidatos

LA NACIÓN 2/11/2004
http://www.lanacion.com.ar/650364

Entre las terapias de avanzada hacia blancos moleculares en el tratamiento del cáncer, los inhibidores del receptor del factor de crecimiento epidérmico (EGFR, por sus siglas en inglés) están dentro del grupo de fármacos que más entusiasma a algunos científicos.

Es que tanto el erlonitib como el gefinitib (ambos inhibidores del EGFR) demostraron resultados interesantes en el más habitual y mortal de los cánceres, causado en el 90% de los casos por el tabaquismo: el cáncer de pulmón.

El doctor Rafael Rosell, jefe del Servicio Médico de Oncología y director de Investigación Oncológica del Instituto Catalán de Oncología del Hospital Germans Trias i Pujol, de Barcelona, es uno de los especialistas que más han investigado sobre el tema, en especial, acerca de las mutaciones de ese receptor que vuelven a algunos pacientes más sensibles al tratamiento.

-Doctor Rosell, ¿qué enfermos deberían recibir estas nuevas drogas?

-Es altamente recomendable efectuar el test de las mutaciones genéticas en aquellos pacientes cuyos tumores sean adenocarcinomas. En Asia, el test será positivo en el 50% de los casos. Pero un paciente de la Argentina, de cualquier país de Europa o de los EE.UU., si tiene un adenocarcinoma, es mujer y no ha fumado, tendrá altas posibilidades de que el test sea positivo.

-¿Qué se busca en ese test?

-Mutaciones en el EGFR. Hasta ahora tenemos dos conjuntos de mutaciones predictivas de respuesta, agrupadas en dos regiones.

-¿Cuánto cuesta la prueba?

-En los EE.UU., unos mil dólares. Pero en los laboratorios de investigación de los hospitales se hace, por decirlo de algún modo, gratuitamente. Y cuando se comercialice bajará el precio.

-¿Se podría dar esta droga como primera opción, en lugar y no después del fracaso de la quimioterapia?

-Sí, claro. Pero siempre después de hacer el test predictivo. Las mutaciones indican resistencia a la quimioterapia y alta sensibilidad al gefitinib o el erlotinib. Se podrían usar como primera opción y en los países asiáticos implicaría un cambio sustancial porque las mutaciones están presentes casi en la mitad de los pacientes, que responderán a un tratamiento de pastilla, sin efectos adversos, cuando no responderían a la quimioterapia.

-Estos fármacos son más eficaces en no fumadores, ¿verdad?

-Sí, las mutaciones están más frecuentemente en no fumadores. El 60 o 70% de los casos de pacientes con cáncer de pulmón que tienen las mutaciones son fumadores. Pero no exclusivamente, porque hemos encontrado un 30% de los pacientes con mutaciones que sí son fumadores.

-El cáncer de pulmón en el 90% de los casos ocurre en fumadores, de modo que estas drogas ofrecen avances promisorios, pero parciales.

-Bueno, pero es un paso muy importante.

-Usted mencionó un alto beneficio entre pacientes del mundo oriental. Pero entre nosotros, los occidentales, ¿en qué proporción de enfermos son útiles estas drogas?

-En un 15%.

-¿Cuándo tendremos una terapia dirigida contra el cáncer de pulmón que ayude a la mayoría de los enfermos?

-Creo que en dos o tres años sabremos más, hay muchos fármacos por vía oral que inhiben otros genes. Se está investigando para encontrar las mutaciones que permitan la predicción. Y hablo del corto plazo. Lo estamos probando.

-¿Qué ventajas mostraron estas drogas en los pacientes en los que resultan eficaces?

-Alargan la sobrevida, con muy buena calidad de vida, a límites nunca conocidos en cáncer de pulmón. En pacientes que ya habían fallado a varios tipos de quimioterapia, la media de sobrevida fueron 20 meses, cuando no se superan en estos casos los 9 o 10 meses con tratamiento convencional. Esto permite pensar que si estas terapias se administran de entrada, pacientes con cáncer de pulmón metastático vivirían hasta 36 meses. Sería un salto cualitativo muy importante.

-¿En qué otros tumores se prueban estos fármacos?

-En muchos tipos, pero las mutaciones que nos interesan se encontraron solamente en el pulmón.

 

Arriba Contenidos

[ Terapias dirigidas ] Anemia de Fanconi ] Enf. de Gaucher ] Sínd. de Hunter ] Mal de Parkinson ] Cáncer de pulmón ] Sínd. de Williams ] Insuficiencia cardíaca ] Córnea ]

Buscar

Contenidos

Correo

Créditos

Inicio

Cuadernos de Bioética


INSTITUCIONES
C.H.E. del H.I.G.A. (Comités de Bioética)
ELABE~Mainetti
 

Observatorio Indígena

ProDiversitas a.c.
Servicio de Información Ambiental (S.I.A)

REVISTAS
Drogas

SIDA

Salud & Sociedad

PROGRAMAS
Cát. de Bioética y Derecho
Cát de Derecho de los Pueblos
Indígenas

Economía, Derecho y Sociedad

DPI & Mercado

Cát. Biotech & Derecho

PROPUESTAS
Marea baja - Maré baixa
"Love Parade 1997"

por Lena Szankay

Salud & Sociedad es un servicio de www.bioetica.org


Todos los productos mencionados son marcas registradas o marcas comerciales de sus respectivas organizaciones y el Copyright de los artículos publicados es propiedad de sus autores.


Última modificación: 12 de Mayo de 2007.